Gata y bebé

Hola, tenemos una gata exótica de 5 años (la cojimos con 3 meses) que es cariñosa a su estilo, es decir, que yo la puedo coger y se queda un ratito pero con mi mujer no aguanta ni 1 minuto. Cuando viene gente que no conoce, se esconde y si son conocidos, pues a veces se deja ver y en ciertas ocasiones, incluso acariciar (pero sin sobar, naturalmente)
El posible problema viene porque acabamos de tener un nieto y tenemos cierto miedo a que en un próximo futuro, cuando el niño gatee, pretenda ir a por la gata y esta se vuelva bufando o, lo que sería peor, soltando la zarpa.
Cuando la gata era pequeñita debió tener algún desencuentro con el hijo de 2 años de una amiga, porque cada vez que el niño venía a casa la gata se escondía y si la encontraba le bufaba arqueando el lomo, cosa que no ha hecho con nadie más excepto con un perrito demasiado juguetón)
Si alguno ha tenido una experiencia similar, os agradeceríamos mucho que nos indicarais el mejor camino a seguir.
Feliz Año

no estoy en el caso de tener niños, pero si de usar el sentido comun. para empezar nada de dejar a la gata a solas con el niño, intentar evitar que este se acerque a ella, al menos hasta que sea capaz de “aceptarle”, cuando vaya el niño creciendo enseñarle a que el rabo no es un juguete, es lo mas tipico que hagan, y seguramente la gata huira de el.
uñas recortaditas a la gata y si hay algun arañazo sin querer, sera minimo

Yo tengo un caso similar con la hija de mi hermano, que ahora tiene dos años y medio. Los gatos la aceptaron sin problemas cuando viene a casa, una tiene dos años y más bien pasa bastante siempre que a ella la dejen dormir en el canasto del carro (ahora que la niña es mayor claro ya no lo traen) pero pasa bastante; el otro que no llega al año quiere jugar y alguna vez saca la patita pero nunca han sido las uñas. Si que es verdad que nunca solos y siempre vigilados porque u gato es unaanimal y si quiere jugar puede emocionarse. La verdad es que la niña se ha criado con dos perros y lo que dice Tekuro que sepa que un animal no es un juguete. Yo creo que con 5 años más bien pasará del bebé e irá a su bola. Yo creo que los míos incluso un poco de iedo le tienen porque los niños son imprevisibles, ahora corro, ahora grito…

Yo tengo un niño de tres años y desde siempre el gato de mi hermano le ha bufado (incluso de bebito), pero se ha quedado ahi. Ya se ocupa el de quitarse de enmedio cuando llegamos nosotros, eso si, nunca obligues al gato a dejarse acariciar por el niño, eso agraba el problema. Lo mas probable es que si le proporcionais un lugar comodo fuera del alcance del niño (mi hermano pone una mantita en la estanteria mas alta accesible para el gato)se acomode ahi para verlo o vigilarlo. Poco a poco se acostumbrara y aunque no le guste simplemente se quitara de su alcance,con un poco de cuidado no hay ningun problema.

Pierde cuidado que ya se encargará la gata de ponerse a resguardo del niño.A los perros les encantan los niños,a los gatos no les hacen mucha gracia porque temen sus movimientos rápidos e incontrolados.Aceptan al niño pero lo más normal es que pase de el y procure cruzárselo lo menos posible en su camino.Mi experiencia con el niño y las dos gatas fué así hasta que el niño creció y se hizo más tranquilo.

yo mucha experiencia tampoco tengo pero he leido que para presentar un bebe a un gato mejor si empiezas llevando ropita del bebe para que la huela e incluso un pañal sucio para que cuando le vea en persona ya reconozca su olor y no sea extraño para el…
supongo que abra que dejar el gato a su rollo sin obligarle a nada y poco a poco que se acerque a olerle,no tratar al gato de forma distinta para que no coja celos y cosas asi.

Pues creo que teneis razón. Tintin, ayer estuvo el bebé de visita y se quedó dormido en el canasto. La gata se subió a una mesa desde la que podía vigilarlo y al rato debió decidir que “aquello” no merecía la pena, porque se fue a dar una vuelta por la terraza.