Gato persa Chinchilla


#1

Hola!

Creo que no hay ningún post que hable del gato persa chinchilla en concreto, si lo hay perdonadme, no lo he encontrado.

Lo publico porque me apetece contaros como es mi experiencia con esta raza.

Antes de todo comentar que mi gato tiene 7 años, y en el momento que lo compramos en una tienda, no estábamos concienciados como lo estamos ahora de los derechos de los animales y todo lo que hay detrás. Deseábamos tener un gato, y cuando lo vimos nos enamoramos de él. Ahora me duele decir que lo compré en una tienda, y nos da mucha pena pensar en los animales que se venden en tiendas. Sin duda alguna, si tuviéramos ahora que buscar otro compañero, lo que haríamos sería adoptar.

Siempre los persas han sido mi raza preferida pero no había tenido ninguno. De hecho, siempre he sido de perros, y los gatos me daban miedo porque mi familia siempre había dicho: “Los gatos son muy traicioneros” y que atacaban a los ojos… Pero mi pareja quería un gato, y al final me convenció. Ya teníamos un pastor alemán.

Pues cuando me lo dieron por primera vez a mis brazos y lo sacaron de la jaula (uff) empezó a ronronear y yo me sorprendí mucho porque nunca había escuchado ese sonido tan relajante… lo acaricié y él se dejaba hacer. Fue muy bonito ese momento.

Después en casa era muy divertido verlo moverse, tenía 4 meses, y en cualquier lugar se escondía. Si habría el armario se metía dentro, en la pica del friega-manos… en los cajones… nos hacía reír muchísimo con sus trastadas. Y lo divertido que es verlo jugar… es una pasada. Aunque también nos arañó el sofá, pero por suerte ya ha dejado de hacerlo.

Ahora que es adulto está más relajado, aunque aún se mete dentro de armarios. Lo castramos porque, aunque la gente decía que era una pena porque es precioso y saldrían gatitos muy bonitos, somos responsables y no quisimos hacerlo. No hemos notado un cambio en su temperamento por ello, sigue siendo igual de tranquilo que antes. Sólo que si antes orinaba en algunos sitios como alfombras… lo ha dejado de hacer.

Sobre el tema pelo, no deja mucho pelo en la ropa, la verdad es que en comparación con otros animales, el gato persa chinchilla no suelta mucho si lo hace es en bolas o mechones… es un pelo suave. Se le hacen nudos y hay que peinarlo mucho… hay que estar encima, es trabajoso.

Nosotros le dejamos salir al jardín y disfruta muchísimo corriendo persiguiendo bichos y cazando… lo hemos encontrado jugando con lagartijas y libélulas… también encontramos dos ratas muertas pero dudamos que haya sido él porque por aquí se pasean muchos gatos, sobretodo de noche.

En resumen; el gato persa chinchilla es un gato muy cariñoso y tranquilo, ideal para quien necesite compañía. No pide mucho juego, lo que más le gusta es que le mimen y que se le haga compañía. Como todo gato, también es muy suyo, y a veces pasa de todo. No salta mucho, así que no me asusta que salte las vallas porque ha tenido oportunidad de hacerlo cuando se ha encontrado con otros gatos en el jardín y nunca lo ha hecho. Se ha quedado mirándolos.

Ah, no sé si todos los gatos lo hacen, pero el mío lo llamas y viene. Me encanta porque responde con sus miauss suaves y dulces.

Saludos!