Necesito consuelo


#1

Hola. Vereis, tenia una conejita de casi 7 años, ya estaba mayor, la tenia mucho cariño y en su último año de vida ha estado sufriendo mucho por un tumor en la mama el qual no sabia que tenía hasta el día en que la llevé a sacrificar. Como ya he dicho llevaba bastante tiempo mal, hacia ruidos raros, a penas se movia y no podía respirar bien. No teniamos dinero para ir al veterinario (yo tengo 18 años y no trabajo) así que no nos podiamos permitir ir para saber que le pasaba, solo rezaba para que no fuese nada grave y que se recuperara, pero cada dia que pasaba ella estaba mas mal. Yo la daba mucho cariño, la cuidaba, la curaba (se le caia el pelo del ojo, cerca del lagrimal, le ponía solucion salina y funcionaba) más adelante, en los ultimos dias, descubrí el tumor (yo supuse que era un tumor, no estaba confirmado por ningun veterinario), el dia que la llevamos a sacrificar la veterinaria dijo que sí, que tenia un tumor muy avanzado y ya era terminal, se ve que una celula se fue al pulmón y de ahi que no pudiese respirar bien. Si no la sacrificabamos moriría ahogada. Así que en parte creo que he hecho bien, no quería seguir viendola sufrir, pero por otra parte me siento culpable, porque mi conejita dependia de mi para vivir y yo no podía hacer nada, solo hace un dia desde que la sacrificamos pero estoy fatal, y este sentimiento de culpa siento que me va a perseguir por el resto de mi vida, no sé con quien hablar de esto porque no soy una persona que se abre con los amigos, soy muy positiva no me gusta contar mis penas, por eso lo cuento por aqui para que alguien me de su opinion y me apoye si cree que he hecho lo que debía. Además, nada mas salir del veterinario lo que hicimos fue tirar a la coneja a orgánico porque ni mi madre ni yo eramos capaces de enterrarla. No fui capaz de verla muerta ni por un momento. Quería que los ultimos recuerdos fueran de cuando estaba viva, de todas formas apenas recuerdo cuando era feliz, solo recuerdo su sufrimiento del ultimo año y eso me rompe el corazon.


#2

Lamento lo que has tenido que pasar con tu conejita. Yo me vi en la misma situación hace unos años con mi gato. Después de 12 años viviendo con mi pareja y conmigo, empezó a comportarse de forma extraña, lo llevamos al veterinario durante un par de meses, le hicieron análisis y demás pero tardaron hasta que le descubrieron tumores en el cerebro, eran inoperables, y después de un par de días del diagnostico, empezaron a darle como ataques, así que lo tuvimos que dormir. Del mismo modo que tú, no pudimos enterrarlo ni mucho menos verlo después de dormirle. Pasaron meses hasta que nuestra vida volvió relativamente a la normalidad, es una pérdida y como tal cada uno lo sufre a su manera, hay quien lo supera antes, hay quien tarda más. De hecho pasaron más de dos años hasta que nos planteamos el tener otro gato en casa. Yo creo que has hecho lo mejor para que tu pequeña no sufra, al igual que creo que en nuestro caso en su día también hicimos lo mejor para mi pequeño.
nuevamente, te acompaño en el sentimiento y espero que pronto recuperes tu sonrisa.


#3

Eres una gran persona muchacho, que Dios te bendiga.


#4

Muchísimo animo, yo también he tenido que sacrificar a una perrita hace un par de meses y se hace muy duro, dormía siempre en mi habitación y la primera noche sin ella en el cuarto se me cayó el mundo.
Con el tiempo acabarás recuperándote y tendrás nuevas mascotas, aunque siempre te acordaras de ella.