Perro lobo, dudas urgentes!


#1

Hola a todos!
Necesito que alguien con experiencia me encauce en esta aventura en la que me acabo de meter casi sin darme cuenta… Qué mal. Yo tengo un perro de 7 años, y por mi amor por los animales y por diversas razones, he accedido a encontrar un hogar a un perro lobo, de unos 2 años, del que su dueño se ha desentendido completamente porque “se ha aburrido”. Pero claro, hasta que encuentre ese sitio, tengo que introducir a este perro en casa, y me siento saturada, porque no me veo preparada para acoger un al fin y al cabo un lobo con un carácter tan complicado y diferente, y buscar en internet es una odisea de opiniones. El tema comida me imagino que será lo que le hayan dado, pero es un macho y aunque me dicen que es muy bueno, no me fío de mezclarlo con mi enano, que en casa es un tanto posesivo, duerme conmigo y demás, me da miedo no, pánico, que surjan peleas. Alguien que haya vivido con estas increíbles criaturas, cómo enfoco la situación? Cómo educo básicamente a este animal? Cómo hago para que el cambio no sea “traumático” y evitar que se estrese? En poco tiempo ha cambiado de dueños varias veces, y ahora, aunque haría deporte, va a vivir en un piso y creo que eso le va a suponer un cambio enorme porque no creo que sea un animal para vivir encerrado. Necesito ayuda urgente… Gracias!


#2

Hola.

Supongo que al decir “perro lobo” te refieres a un pastor alemán. Cuando dices “un lobo con un carácter tan complicado y diferente”, ¿a qué te refieres? Diferente al de tu “enano” (¿qué raza/mezcla es, por cierto?).

Lo más probable, es que tu perro sea territorial, siendo el Pastor Alemán el “intruso”, así que intentará dejarle claro al nuevo quién manda en la casa, bien marcando, gruñiendo e incluso avasallándole.

¿Por qué consideras que el PA tiene un carácter complicado? ¿Se ha mostrado hostil con alguna persona u otro animal? ¿Cómo reacciona cuando está contigo, a solas?

Tengo la impresión que quien tiene miedo al PA, en realidad, eres tú. Si éste es el caso, lo único que vas a lograr es transmitirle a AMBOS perros que tú eres el “debilucho” (por el mero hecho de sentirte nerviosa por lo que te imaginas que “puede pasar”), y que uno de ellos te va a tener que “proteger” o tomar las riendas como el líder de la manada.

Sin embargo, si tú te calmas y no piensas en el “mas allá”, si no en el “ahora” y “aquí”, los perros van a percibir que tú sigues teniendo el control de la situación y te van a seguir.

¿Que un PA necesita hacer ejercicio?,…sí, igual que cualquier otro perro, sin importar lo grande o pequeño que sea. ¿Que los perros grandes tienen que siempre vivir en un espacio grande? No necesariamente… Yo he vivido con un PA en una casa bastante modesta, con el perro dentro de casa, y él tan campante y feliz…siempre le sacabamos a dar varios paseos al día, y no pasó ningún estrés.

Los perros, en general, se adaptan a casi todo, si les prestas atención, les cuidas bien y les enseñas ciertas normas y reglas (que TODOS tienen que seguir, por igual), de cómo comportarse mientras estén dentro. (Piensa en los perros que se usan para asistir a personas discapacitadas que viven en pisos pequeños… no están estresados…)

En mi opinión, TÚ tienes que tomar (y, por ende, mostrarles a ambos perros) el control de TU casa, y enseñarles a AMBOS, cómo quieres que se comporten mientras están dentro. No, por el hecho de que uno sea pequeño o grande va a tener más “privilegios” (dormir en tu cama, etc.) que el otro…los dos por igual. Por lo menos, hasta que encuentres alguien que lo vaya a adoptar. En el peor de los casos y/o si te es de alguna utilidad, siempre puedes contactar con alguna protectora que tengas cerca y contarles tu caso. Estoy segura que te pueden aconsejar. ¡Suerte!