Que hago para que aprenda?

[B]Hola!!![/B]
[B][SIZE=2]Les cuento mi problemita tengo una gatita de dos meses y es muy brutita para jugar muerde y rasguña las manos las cuales las tengo a la miseria ya!!yo nunca le pego solo le grito noooo!!!pero pasan dos segundos y vuelve a morder y fuerte.[/SIZE][/B]
[B]quizas sea por que es chiquita pero me preocupa que se acostumbre y cuando crezca sea peor mi bbita tiene sus jugetes pero prefiere la manos jajajaj!![/B]
[B]¿Que hago para que sea mas delicada?[/B]

:th_thkiss2:

Hola!
De pequeñas siempre suelen ser un pelín brutas,pero con el tiempo suelen ser más delicadas. Yo lo que hago es cuando me está mordiendo pegar un chillido diciendo :“ay ay ay ay” como harias si no soportases el dolor. Esto ellos lo suelen entender. Pruebalo a ver si te funciona. A mi con Nika si que me funcionó. Claire aun es chiquitina tiene 3 meses y estoy probando …

un besín

[B]Hola como estas vaneYvictor ?[/B]
[B]Lo voy a poner en practica por que esta tremenda la chiquita jajaja!!tiene una fuerza envidiable con esas manitos y boquita tan pequeñita!![/B]
:o
[B]Mil gracias por tu consejo!!![/B]

Hola, a nosotros nos pasó con Kira (tenía 9 meses cuando la adoptamos) y lo que hacíamos, a parte de decirle no!, era dejar de jugar con ella.
Le costó, pero acabó entendiendo que nos hacía daño y que si quería jugar con nosotros debía ser más cuidadosa.
Con los dos chikitines esto no nos pasa, sorprendentemente, no muerden fuerte (tienen 3 meses), creo que como estan acostumbrados a jugar entre ellos sin hacerse daño, pues…la verdad es que a nosotros nos ha dado una alegría, porque ya nos veíamos otra vez con las manitas llenas de arañazos.:8::th_cathug:

uy pues a mi me pasa lo mismo. Mi Laysha tiene un mes y medio y me tiene hecha un cristo. Yo le grito noooo, simulo un grito de dolor, hago de todo, pero no para de morder. No araña tanto pero si que muerde, y hace daño.

los dientes-aguja! yo tengo las piernas suaves! se abraza a ellas con todas sus fuerzas!
tremendo!

[B]Si son brutitos!!! pasa que campanita es mi segundo gatito el anterior era muy distinto jamas me lastimo.[/B]
[B]campanita es una gata de angora - turco y por lo que lei tienen mucha personalidad esa raza, quizas sean asi, por eso consulto a ver como son los bebes de ustedes!!![/B]

Bueno ahí va mi “totxo” de hoy:

A fuerza de observar los juegos, entre hermanos, vas viendo distintos comportamientos entre ellos, y ahora ya me he acostumbrado, pero las primeras veces que veía el juego entre cachorros, me escandalizaba al ver que llegaban a quejarse de dolor. Es su forma de socializarse, de entrar en una escala social, que les va a servir durante su vida, en caso de que su convivencia se mantenga dentro de un rol estrictamente felino.

La cosa cambia, cuando sus compañeros son humanos. No todos los cachorros juegan igual entre ellos, algunos, al primer mordisco con dolor, se detienen en seco, otros se someten al notar presión, y otros se quejan, se levantan, se echan para atras, ladean el cuerpo y lo encorvan, orejas gachas, ,ojos rasgados, rabo de látigo, tres segundos, toman aire y…segundo round!!! Todo dependerá del papel que ellos pretenden tomar en la escala social de la “manada”. Del mismo modo, nuestros amigos peludos, cuando “juegan” con nosotros, pretenden establecer un orden social, y nuestras manos, para ellos son como el contrincante que pugna por el 1er puesto. Por tanto, mi “método”, si se puede llamar así, suele ser:

1º.- Nunca darles la mano para que jueguen. La mano es inaccesible, no se muerde, ella manda!! Es mejor tener algún elemento de juego con el que pueda establecer pugnas. Si esto no funciona:
2º.- La mano es la líder, así que no se demuestra dolor (¿cuántas veces, hacemos ver que lloramos, nos quejamos, y vuelve a arremeter contra nosotros con más furia que antes,si cabe?), ni se retira la mano, se queda inmovil, al tiempo que con la otra mano lo acaricio, mientras voy coreando las caricias con un "SSShhhhhtt.NO!!!"
Si el minino es rebelde y no se amilana:
3º. -Ha de ser él,el que se retire (como si peleara con un hermano). Sin retirar la mano, le cojo con la otra de la parte posterior del cuello (esa por donde lo cogen las mamás), y lo separo de mi mano. Si os dais cuenta, cuando lo cogeis así, él se siente vulnerable, así que le pongo frente a mi cara (lo suficientemente lejos para que no me zarpee), y le hablo con firmeza: “NO!, no se muerde, ssssshhht, a la mamá besitos”. Intento que pase del ataque al ronroneo con métodos que sobradamente conocemos.
Ah!, y si aun así, me abre la boca para morderme…le pongo en su cuarto, o su cama, y le hago entender que se acabó el juego. Repito las operaciones las veces que haga falta, según cómo actúe conmigo después.
Obsevad a vuestro gatín, y según su reacción, sabreis de qué manera podeis actuar con él.
Hay que tener presente que si hemos adoptado a nuestro gato de muy bb, ha de definir su rol en nuestra manada, y para ello lo hace de la manera que sabe: jugando a pelear.
Si les damos las manos para que juegue…él querrá ganar…hasta que la mano lo gane a él.
Esta es mi experiencia, no es un dogma de fe…cada uno ha de saber cómo es su gato, y a qué estímulos responde mejor…mis metodos no me funcionan ni siempre ni con todos, así que suelo aplicar a determinado gato lo que mejor me va, una vez ya he visto que funciona en “ese” gato en particular.

Perdón por la parrafada.:smiley:

Ah, otra cosa, eso de reñirles con el dedito apuntando a su cara…mejor no hacerlo. Porque eso no lo interpretan como mandato, sino como desafío. (os suena lo de orejas para atrás, cabeza ladeada, ojos rasgados mirando de reojo, mientras nuestro dedo se agita frente a su cara cuando le reñimos?..esto normalmente acaba con un abrazo mortal del minino a nuestra ya castigada mano).

Ahora sí creo que no me dejo nada :smiley: saludines!!!

[B]Muy interesante todo esto Imma!!voy a ponerlo en practica por que eso de gritarle noooo!!! o ay ay ay ya no resulta!!![/B]
[B]Mil gracias besitos!!![/B]

Con Sensei me pasaba eso, y lo que me resulto es, con total calma, alejarlo de mi, si estoy en el sillón, bajarlo, igual de la cama, cuando me muerde. Si insiste lo llevo a otra habitación y no le abro aunque llore (me parte el alma), al rato lo dejo volver, y ahi aparece echo una seda pidiendo mimos.

Bueno mi pequeña hace lo mismo pero he conseguido que no muerda.Como?.Pues primero me he informado y luego he actuado.Te explico.Los gatos no tienen gerarquias,no hay lider de la manada,solo conviven entre si sabiendo cada uno cual es su espacio,y respetandose.Lo que le pasa a tu peque es que esta aprendiendo a jugar,y entre gatitos se enseñan entre ellos cual es el límite,es decir si un gatito muerde a otro el otro le hara saber con otro mordisco que le ha echo daño.Como es una sensacion desagradable la que obtiene aprende a no morder o a morder con delicadeza para que su hermanito no le muerda a el.Asi que le tienes que enseñar tu esto.No te digo que te pongeas a morderle tu,pero la unica manera de educar a un gato es con el “castigo in fraganti” en ese mismo momento,nunca pegandole porque no lo entienden y asi le volveras agresivo,tienes que producirle una sensacion desagradable cuando te muerda,yo por ejemplo le soplo a la cara como respuesta a sus mordiscos y no le gusta nada,deja de hacerlo inmediatamente,nunca le quites la mano porque se creera que estas jugando y seguira haciendolo.Tambien puedes frotarte las manos con algo desagradable para el como limón,pimienta,ajo…asi cuando te muerda no le gustara nada y dejara de hacerlo.No juegues con él nunca con las manos,es algo que tenemos mucha costumbre de hacer y te aseguro que cuando crezca no te hara gracia,ahora esta aprendiendo y como no le enseñes lo vas a lamentar despues.Utiliza siempre un juguete,no la mano,aunque sea la goma del pelo…Asi que ya sabes causale una sensacion desagradable cuando te muerda y con mucha paciencia a base de insistir le enseñaras que eso no te gusta.SUERTE.Ya contaras…Lo de dejar de jugar con el,en cuanto te muerda, tambien funciona,pero a mi me costaba mas;asi que pase al plan B: soplarle.Observa a tu pequeño y te dira el mismo lo que no le gusta nada de na y utilizalo como “castigo”.

el truco de chillar flojito cuando te hacen daño a mi me funciona!

[B][FONT=Times New Roman, Times, serif][SIZE=+3][FONT=Times New Roman, Times, serif][B][FONT=Arial, Helvetica, sans-serif][COLOR=#009999][B][SIZE=+2][COLOR=#663333]El gato en sociedad[/B][/B][/FONT][/COLOR][/SIZE][/FONT][/B][/COLOR][/SIZE][/FONT]
[LEFT]
Los gatos que salen de casa, suelen integrarse en una especie de “club felino” al que asisten cada noche.
Foto:JUAN CARLOS GONZÁLEZ[/LEFT]

[B][FONT=Times New Roman, Times, serif][SIZE=+3][FONT=Times New Roman, Times, serif][B][I][SIZE=2][COLOR=#000000]Algunos autores afirman que los gatos son seres solitarios de vida enigmática, pero, en realidad, son animales muy sociables. Si observamos con atención un grupo socializado de gatos, apreciaremos la riqueza de matices dentro de su escala jerárquica y la importancia de mantenerla para evitar la desintegración social.[/I][/B][/SIZE][/FONT][/B][/COLOR][/SIZE][/FONT]
[B][FONT=Times New Roman, Times, serif][SIZE=+3][COLOR=#663333]L[/B][/COLOR][/SIZE][/FONT]os gatos silvestres viven en grupos más o menos numerosos en los que la figura centralizadora es la madre; algunos gatos adultos asumen un papel paternal mientras que otros se convierten en nómadas solitarios. En la convivencia con los humanos suelen ser más tolerantes entre sí, llegando incluso a convivir en armonía varios gatos de camadas completamente distintas. Dentro de cualquier grupo de gatos, sus miembros se saludan afectuosamente con “besos de nariz”, frotes del cuerpo y olfateos de la región anal; pueden dormir juntos, atusarse mutuamente, compartir juegos y defender su territorio. Las hembras comparten la labor de cuidar y vigilar las camadas incluso de llevar alimento a las madres que están amamantando a sus cachorros. Las gatas que paren próximas en el tiempo juntan a menudo sus camadas e incluso amamantan y asean a los cachorros indistintamente. Puede darse el caso en madres con experiencia que, sin haber parido ellas, actúen como comadronas de las madres inexpertas cortando cordones umbilicales y lavando a los recién nacidos.
Fuera del estrecho círculo familiar, persiste el instinto de socialización de los gatos. Los individuos que pueden salir de casa, se convierten pronto en miembros de una especie de “club social felino” que se reúne en terreno neutral. La asistencia regular a las reuniones de este club contribuye a reducir la conflictividad intervecinal, aunque se desconoce la estructura jerárquica del grupo.
[B]JERARQUÍAS SOCIALES[/B]
Los gatos salvajes y semisalvajes constituyen una organización social de gran complejidad, con una clara diferencia entre felinos sometidos y dominantes. Esta jerarquía puede verse modificada por numerosos factores, como son el tiempo, el lugar y el contexto en que sucede las reuniones de grupo; por ejemplo, un gato claramente dominante en su territorio, puede mostrarse sumamente respetuoso con otros machos a unos pocos metros de éste.
La jerarquía femenina se basa fundamentalmente en la maternidad; con cada parto, una gata asciende un peldaño en la escala social. En el momento del parto, independientemente de la situación jerárquica de la madre, el grupo formado por la madre y sus cachorros, alcanza una importancia social muy elevada. Las hembras castradas, aún habiendo tenido cachorros con anterioridad, descienden rápidamente en la jerarquía; si son castradas antes de haber manifestado su primer celo, ni siquiera se establecen en la escala social.
[LEFT]
Cuando se obliga a muchos gatos a convivir en un espacio pequeño, se constituye un status social muy rígido para evitar la desintegración social.
Foto:JUAN CARLOS GONZÁLEZ[/LEFT]

La jerarquía de los machos es muy diferente. Los machos dominantes mandan en los territorios mejores y de mayores dimensiones, pero no copulan necesariamente con un mayor número de gatas. Ningún gato entero (sin castrar) se libra del rito de iniciación a la jerarquía. Bien sea un recién llegado o un macho joven, los machos adultos pelearán con él antes de permitir que se integre en el grupo. Estas peleas pueden prolongarse a lo largo de varias noches, pero una vez concluido el rito, no volverá a pelearse con otro gato, excepto si desea intervenir en el rito de iniciación de otro individuo o en un intento de ascender en la escala social. En estas pugnas, los machos derrochan bufidos y gruñidos, pero suelen dirigir sus zarpazos a la zona de la cabeza y el cuello que está bastante protegida. Otro tipo de lucha entre machos suele producirse ante una gata en celo, bien sea porque los dos machos tengan el deseo de aparearse o porque uno de los machos tenga que invadir el territorio ajeno para copular con la gata. Después de estos combates, la hembra elige el macho con el que se va a aparear que, curiosamente, no siempre coincide con el vencedor. Al igual que en las hembras, los machos que se han graduado socialmente estando enteros y son castrados después, descienden gradualmente en la jerarquía, paralelamente al descenso de sus niveles hormonales. Los machos castrados antes del rito de iniciación nunca se establecen en la jerarquía. Cuando se obliga a muchos gatos a vivir juntos dentro de un espacio pequeño, se constituye un status social rigidísimo con el fin de evitar la desintegración social. Generalmente, se establece la figura de un macho dominante único al que todos deberán un respecto absoluto y al que darán prioridad al comer, al dormir, …
[B]LA COMUNICACIÓN EN LOS GATOS[/B]
La vida social civilizada de que gozan la mayoría de los grupos de gatos está reforzada por su amplia capacidad de comunicarse entre ellos mediante el olfato, el lenguaje corporal y las vocalizaciones. Los gatos que se conocen, se saludan entre sí con besos de nariz y oliéndose después la cabeza y la región anal; la secreción glandular de ambas partes da una identidad propia a cada individuo, inconfundible para el resto de los gatos. El acto de frotarse entre dos gatos tiene un significado de posesión y es el mismo acto que manifiestan algunos gatos con sus amos. El lenguaje corporal se compone de muchos elementos, tales como la postura general, la posición de la cola, el ángulo de la cabeza y la expresión facial, que en conjunto constituyen una especie de vocabulario felino. Existe una gama de expresiones faciales que registran el estado de ánimo de un gato. Las colas pueden ser igual de expresivas; los gatitos que siguen a su madre o corren hacia ella mantienen la cola erecta, exhibiendo su región ano-genital para la posterior inspección y limpieza por parte de su madre. Los gatos adultos pueden levantar la cola como gesto de saludo hacia otros gatos, pero también como gesto amenazador. Si la cola golpea, se trata de una amenaza ofensiva, y si se arquea erizada, es una amenaza defensiva.
[RIGHT][B]Según un artículo de BARBARA CALBARRO[/B][/RIGHT]

Jejeje, hay que ver lo que saben estos bichillos. Pues yo me he dado cuenta de que a Laysha le relaja mucho que le acaricie las almohadillitas de las patitas. Cuando se pone “diabolica” mordiendo, aguanto un poco el dolor y trato de acariciarle entre mordiscos las almohadillitas, al final se tranquiliza, pero no por mucho tiempo. Jajajajajaja.

[B]Esa manera tambien me parece interesante la voy a poner en practica ya no se que mas hacer por que esta tremenda la chiqui !!![/B]
[B]Gracias Larita[/B]

Hola Campanita, yo te voy a contar mi experiencia porque tambien tengo un minimo mordedor que me tenia las manos finas… y puse en practica lo del ay ay ay cuando me mordia y te digo que mi gato se lo pasaba por el forro xDDDDD el seguia mordiendo y mordiendo, vamos que no funciono nada de nada… pero hubo algo con lo que di que si que le asusta xDDDD y es lo siguiente, cada vez que viene a por mis manitas, yo cojo un cacho de papel de periodico enrollado y se lo enseño haciendo como que le voy a dar con el y sale corriendo por patas xDDDDDDDDDDDDDD oye… no se que es pero le da un miedo xDDDDDD y mira tu por donde desde que descubri eso mis manos son otras xDDDDD aparte tambien opte por castrarlo y si te digo la verdad la cosa ha cambiado muchisimo, el gato es mucho mas sociable, no es tan agresivo como antes, se deja tokar mas por la gente, que antes solo dejaba que lo tokase yo… intenta probar con lo del periodico a ver que tal te va y me dices xDDDD

[B]Mil gracias por tu consejo !!![/B]
[B]Saludos[/B]

Normalmente cuando van creciendo se les pasa y muerden más suave. Arwen solo me muerde ahora para despertarme y lo hace muy suave…

Pues menos mal k hay esperanzas de k se acabe lo de morder… la verdad es k Lennon cuando era más pekeño era más pesadito con morder y ahora con tres meses y medio le regaño, muerde un poco y se va.

Cuando digo que los gatos no tienen jerarquias,me refiero a que su estructura jerarquica no es la misma que la de los perros,no hay un gato alfa y los demas son seguidores,tienen otro tipo de organizacion social como bien explica Imma.Por eso,si actuamos con un gato igual que con un perro,no conseguiremos nada de el.